Uncategorized

Una imagen vale más que mil palabras

¡Buenos días!

Habréis oído la frese del título de este post mil veces, podréis incluso estar cansadas de oírla, pero muchas veces se nos olvida. Esto es así.

La imagen que proyectamos hacía las otras personas revela mucha información sobre nosotros. Y somos muy dados a etiquetar a las personas nada más verlas sólo por su imagen; por su vestimenta, por sus zapatos, su pelo, etc. Y muchas veces nos equivocamos sobre su personalidad porque no hemos guiado solo por su imagen.

A la izquierda Julia Roberts en el supermercado y a la derecha Katie Holmes.

Causar una buena impresión a primera vista es algo que nos suele preocupar, no tanto a nivel social pero sí a nivel laboral. Una entrevista de trabajo, una reunión con nuevos socios, colaboradores o futuros clientes.

Y si no crees esto, mira esta foto y dime con quién de los dos señores cerrarías un trato:

Creo que no cabe la menor duda que yo confiaría mi negocio al señor número 2. También tendría una mejor valoración de él, pensaría que es un hombre que se cuida, va limpio, tiene un trabajo estable, en fin… inspira más confianza. Sin embargo del señor número 1 no tengo nada malo que decir, pero a la vista está que no parece que cuide mucho su aspecto verdad? Y que si alguno de los dos saliera a buscar trabajo, a quién creéis que cogerían primero?

Como ya he dicho en alguna ocasión, juzgar por la imagen parece frívolo, pero no debemos verlo desde ese punto de vista. Yo lo enfoco a que si voy con el pelo arreglado, mis manos cuidadas, una ropa que me favorezca y color en la cara, me siento más a gusto y más segura de mi misma que si voy echa unos zorros.

Así que recordad un par de consejos que debéis tener en cuenta para que vuestra imagen refleje como sois realmente y así evitareis que os cuelguen etiquetas erróneas:

  • Cuidad vuestro cabello: nada de puntas quemadas o abiertas y por supuesto el tinte que no se os olvide. No hay nada peor que la raya negra en la raíz.
  • Vuestras manos… son casi como los ojos, el reflejo del alma. Una manicura bien hecha dice mucho a vuestro favor.
  • Los pies… los zapatos siempre limpios y en buenas condiciones, nada de punteras o tacones pelados.
  • El rostro siempre con un poquito de color, aunque sea con una crema con color, un poquito de rimmel, colorete y un gloss en los labios. No cuesta nada y puede cambiar vuestra expresión en dos minutos.

Y en cuanto a la vestimenta, sed fieles a vuestro estilo. Si no os convencen las modas, no pasa nada, no tenemos que ser unas esclavas de ellas. Mientras seamos fieles a nosotras mismas todo irá bien. Y si no sabes cual es tu estilo o nunca aciertas con lo que te puede quedar bien, recuerda que te puedo echar una mano en cualquier momento.

Y ahora os dejo con este video que me paso Marta y que explica muy bien a qué me refiero cuando digo que una imagen vale más que mil palabras.

Feliz viernes desde Delp

httpvh://youtu.be/6a6VVncgHcY

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.