Sobre mi

Desde el Probador nació en 2008 como un diario personal. Doce años después sigue siendo mi espacio de desahogo.

¡hola!

El nacimiento de mi hijo, el fallecimiento de mi mejor amiga o el amor hacia las cosas bonitas, fueron entre otros muchos temas que trataba en mi blog sin pudor.

Durante doce años Delp fue evolucionando y llegó a convertirse en un blog donde principalmente hablaba de asesoría de imagen personal (para lo que me había formado), moda y tendencias. Cambié la temática por el simple hecho de abrirme un hueco en el océano rojo de los blogs. Pero tras un año tratando sólo esos temas descubrí que quería volver a mis inicios y seguir contando mis vivencias, reflexiones y opiniones sobre temas que llenaban mi cabeza. Al fin y al cabo era lo que me hacía más feliz y más yo.

Así que actualmente Delp es…

la mejor terapia que puedo practicar cuando estoy triste, eufórica o nostálgica. Porque escribo desde el corazón como cuando empecé hace doce años y eso me libera bastante.

Vivo en un pueblo de la isla de Mallorca junto a mi marido, mi hijo de diez años y nuestra gata de cinco. 

Estudié Asesoría de Imagen y Protocolo y trabajé para grandes marcas de moda como Escada, Marithè François Girbaud y Liu Jo entre otras. En 2013 comencé a realizar asesorías individuales durante un año hasta que me di cuenta que no me llenaba lo suficiente como para dedicarme toda la vida a ello. La crisis de los 30, imagino, me tuvo unos años sin saber muy bien qué rumbo tomar. Hice varios cursos sobre blogging, redes sociales, emprendeduría, y otros más. También impartí cursos para emprendedores sobre creatividad y algunas empresas como IKEA Baleares y Pandora España contaron conmigo para presentaciones de sus colecciones, apertura de tiendas y charlas sobre la importancia de la imagen de los trabajadores en sus empresas.

A mediados del 2017 dejé de publicar en el blog para analizar con calma qué era lo que realmente quería que fuese Delp y fue entonces cuando me di cuenta que simplemente quería escribir.Escribir desde el corazón.

Escribir es lo que más me gusta hacer en la vida, y ese fue el motivo por el que empecé este blog, el mismo por el que, tras más de una década, retomo para seguir hablando sobre las cosas que me gustan, sobre cómo veo la vida, sobre mi papel como madre y muchos otros temas que forman parte de mi día a día.